El colectivo Yayoflautas, surgido en Barcelona a raíz del 15M, ha salido a la calle para exigir la libertad del activista social Alfonso Fernández Ortega “Alfon”, cuando se cumplen dos años de su ingreso en prisión, hecho que coincide con la concesión del segundo grado penitenciario.

IMG_20170612_195958
Elena, madre de Alfonso Fernández Ortega “Alfon”

Alfonso Fernández Ortega, más conocido como “Alfon”, había salido de su casa el 14 de noviembre de 2012, día de huelga general, minutos antes de encontrarse con la policía. Los agentes, según su versión, lo arrestaron cerca de su domicilio de Puente de Vallecas, junto a una joven, después de identificarlo y encontrar en su mochila una bolsa de plástico con dos aerosoles de pintura, dos botellas con gasolina, petardos y clavos. Le acusaron de “tenencia de material para fabricar explosivos”. Una acusación que siempre han negado el detenido y su familia, basándose en que, en el momento de la identificación, un efectivo policial aparece en el lugar de los hechos portando la mochila por la que pidieron explicaciones al joven.

Elena Ortega, madre de Alfon considera “un montaje policial” y un “juicio con múltiples deficiencias” las circunstancias que rodean este caso. Denuncia la “persecución policial” a la que se está sometiendo a muchos jóvenes de determinada ideología. Su hijo Alfonso es miembro de la Peña Rayista de los Bukaneros y de la Coordinadora Antifascista de Madrid.

Hemos hablado también con Ramón González y Raquel Roza, portavoces del colectivo Yayoflautas. A través de su testimonio descubrimos las inquietudes de estos abuel@s, la filosofía que impulsó el movimiento, la implicación de los mayores en las reivindicaciones sociales y otros aspectos sobre los Yayoflautas.

Anuncios